COSTILLA GUISADA SIN PATATAS

Costilla guisada sin patatas. En esta receta, obviaremos de este tubérculo para su elaboración

Costilla guisada sin patatas presentada en un plato junto con su caldo y verduras

Costilla guisada sin patatas. Cuando hablamos de guisos, generalmente solemos pensar en cocina tradicional. Cocina de abuela. En esta ocasión vamos a preparar uno sin patatas, para salir un poco de la tónica ya que, la mayoría de los guisos, suelen llevar este tubérculo. Así restamos calorías e hidratos de carbono a la elaboración En su lugar, emplearemos otras hortalizas. Veamos pues cómo hacer una costilla de cerdo guisada sin patatas

INGREDIENTES para 4 personas:

  • 1 costillar de cerdo
  • 1 pimiento rojo
  • 3 zanahorias
  • 1 pimiento verde
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 200ml de tomate triturado
  • Un vaso de vino blanco
  • 1 cucharadita de tomillo
  • 1 cucharadita de romero
  • sal y pimienta
  • aceite de oliva

RECETA DE LA COSTILLA GUISADA SIN PATATAS

1.- En una cazuela, echamos un chorrito de aceite y lo calentamos a fuego fuerte. Cuando esté caliente, añadimos las costillas previamente cortadas y salpimentadas y las doramos un minuto por cada cara. Así sellaremos por fuera, y conservarán mejor sus jugos. Selladas todas, las reservamos en un plato.

2.- Bajamos la potencia del fuego a medio y añadimos si es necesario, un poco más de aceite. Ponemos la zanahoria, el pimiento rojo, el verde, el ajo y la cebolla, todo bien picado. Salpimentamos y dejamos que se cocinen todas las verduras unos 10 minutos, removiendo con frecuencia.

3.- Pasado este tiempo, añadimos el tomate triturado. Mezclamos todo y dejamos que se cocine otros 5 minutos removiendo de vez en cuando.

4.- Ahora vamos a añadir la cucharada de harina. Esta harina, va a dar un ligero toque de espesor a nuestra salsa. Mezclamos brevemente y cocinamos un par de minutos más, para eliminar su sabor a crudo.

5.- Devolvemos las costillas a todo este sofrito. Añadimos el vaso de vino blanco, el tomillo y el romero y mezclamos nuevamente todo. Dejamos cocinar un par de minutos para que se evapore el alcohol.

6.- Cubrimos todo con agua. Llevamos a ebullición y dejamos cocer todo alrededor de una hora. Finalmente Rectificamos de sal y de pimienta antes de servir.

Verás como la carencia de patatas no va a desmejorar en absoluto esta costilla guisada sin patatas ¡Te animo a que la pruebes en casa!

MÁS EN COCINA CASERA Y FÁCIL

Cordero guisado

Conejo guisado

Tarta de queso japonesa

Si te ha gustado esta receta puedes seguirme en las diferentes redes sociales en las que estoy como FacebookTwitter e Instagram

Leave a Reply

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

#FrenarLaCurva