Categoría:
Nivel: Fácil
Tiempo de preparación: 90 minutos

YEMAS DE SANTA TERESA

Yemas de Santa Teresa: por Verónica Redondo

RECETA DE YEMAS DE SANTA TERESA CASERAS

¡Cómo nos gusta preparar en Cocina Casera y Facil recetas tradicionales y con historia! Muchas son las recetas de postres que tienen una interesante historia detrás de su elaboración. Este es el caso de la receta que te traigo a continuación: yemas de Santa Teresa o también conocidas como yemas de Ávila. El origen de este delicioso dulce repostero es incierto. Por un lado, en algunos escritos figura que este postre se elaboraba en el siglo XIX en el Convento de Santa Teresa de Ávila. En los últimos años, hemos conocido una historia diferente. Estas famosas yemas tienen su origen en 1860 en la pastelería «La Dulce Avilesa» de la ciudad de Ávila donde se elaboraban de forma artesanal en honor a Santa Teresa de Jesús que nació en esta ciudad en el siglo XVI. Tanto fué el exito de este postre que actualmente su fama ha trascendido al área de la provincia y ahora se puede adquirir en muchas pastelerías a lo largo de España e incluso ha llegado al mercado norteamericano. Además, la popularidad de este dulce lo ha convertido en la actualidad en una especie de souvenir ligado a la ciudad de Ávila. 

Preparar estas yemas de Santa Teresa es muy sencillo, sólamente necesitas de 5 ingredientes. Se elabora principalmente con yema de huevo y azúcar. Con ello formaremos una masa que después hay que dejarla enfríar para formar pequeñas bolitas de unos 2cm de diámetro y servirlas sobre tartaletas de papel. Un delicioso postre con el que seguro, sorprenderás a todos. 

Yemas de Santa Teresa o yemas de Avila receta tradicional casera. Un delicioso postre facil de hacer que seguro has probado en alguna ocasion.

Ingredientes para 12 unidades:

  • 12 yemas de huevo
  • 100g de azúcar
  • 100ml de agua
  • la piel de 1 limón
  • azúcar glass

COMO HACER LAS YEMAS DE SANTA TERESA DE AVILA

  1. En una cazuela, ponemos el azúcar, el agua, la piel del limón -sin la parte blanca- y lo calentamos a fuego medio. Cuando rompa a hervir, removemos durante alrededor de unos 5 minutos, hasta que se forme el almíbar. Hecho esto, retiramos la cazuela del fuego y la piel del limón. Dejamos reposar.
  2. A continuación, en otra cazuela, agregamos las yemas a las que previamente hemos colado para eliminar impurezas. Agregamos el almíbar caliente poco a poco, en «hilo». Así evitaremos que la yema se cuaje. Lo integramos bien con una varilla y lo calentamos a fuego suave. Removemos todo durante unos 30 minutos, hasta que se forme una masa espesa.
  3. Pasado este tiempo, retiramos la cazuela del fuego y dejamos que la masa de nuestras yemas de Santa Teresa repose a temperatura ambiente durante unas 3 horas. Puedes colocar la cazuela en la nevera y dejar que la masa repose alrededor de 1 hora. 
  4. Finalmente, Cuando la masa esté bien fría y compacta, retiramos la masa de la cazuela y amasamos brevemente con las manos. Cogemos un trocito de la masa y formamos con ella bolitas de tamaño de bocado. Para terminar, las pasamos por azúcar glass, que queden bien impregnadas de ello. Dejamos reposar unos 30 minutos antes de servir.

Preparar unas deliciosas yemas de Santa Teresa es muy sencillo si sigues estos pasos. Lo único que necesitas es tener un poco de paciencia a la hora de espesar la masa, ya que tarda un poquito. Este paso es muy importante, el espesor de la masa nos ayudará a que las yemas sean más consistentes a la hora de servirlas. Una receta que no tiene nada que envidiar a las auténticas yemas que todos conocemos. ¡Pruébalas!

Más recetas caseras y fáciles:

Si te ha gustado esta receta puedes seguirme en las diferentes redes sociales en las que estoy como FacebookTwitter e Instagram
loading...

Deja tu comentario

¡ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD RECETERA! 😋

X